Cuerpo y mente, la importancia del estrés en los tratamientos de reproducción asistida - Clínica Emby

Cuerpo y mente,
la importancia del estrés en los tratamientos
de reproducción asistida

 

Comentarios como “deberías relajarte”, “en cuanto dejes de pensar en ello llegará solo” y otros similares son el día a día de muchas familias que están buscando tener hijos. Estos comentarios bienintencionados, muchas veces, en vez de contribuir a la mejora del estado psicológico de las personas lo que hacen es generar una presión aún mayor y aumentar el estrés y la ansiedad. Pero ¿tienen realmente la ansiedad y el estrés un efecto en las posibilidades de concebir?
Esta idea se ha convertido en un tema habitual en las revistas científicas del ámbito de la medicina reproductiva, con multitud de estudios que han medido el nivel de estrés de las familias sometidas a tratamientos y su relación con la posibilidad de quedarse embarazada.

En 2012, dos estudios publicados en la revista “Fertility and Sterility”, trataron de determinar la relación entre el estrés y la fecundidad, Lynch et al (1), después de estudiar a 339 mujeres, concluyeron que el estrés, la ansiedad y la depresión no se asociaban a la fecundidad. Pasch et al (2), por su parte, concluyeron que los fallos del tratamiento generan distrés psicológico, pero que el distrés previo no predice el fallo del tratamiento. En 2017, Qu et al (3), concluyeron que existía una relación entre el estrés en las primeras fases de la gestación y la posibilidad de sufrir un aborto.

En los últimos meses se han publicado nuevos estudios sobre este tema en los que los autores llegan a conclusiones similares. Aimagambetova et al (4), realizaron diferentes pruebas de valoración psicológica a 300 mujeres y siguieron los casos para saber si éstas conseguían el objetivo de concebir o no, concluyendo que no existían diferencias en cuanto al estado psicológico entre las mujeres que lo consiguieron y las que no, si bien existía un nivel significativamente superior de estrés, ansiedad y depresión en estas mujeres frente a la población general. Geisler et al (5), concluyeron, en la misma línea que estudios anteriores, que el estrés, especialmente el relacionado con el trabajo, si bien no tiene relación con la posibilidad de concebir, si que tiene una relación importante con el riesgo de aborto.

En resumen, las familias que se encuentran en tratamientos de reproducción asistida tienen niveles de estrés, ansiedad y depresión superiores a los de la población general. La presión del entorno, las esperas o los fracasos en tratamientos anteriores, son factores que pueden contribuir a este aumento, si bien el resultado del tratamiento no se va a relacionar con este distrés psicológico sí que puede influir en la consecución de una gestación a término.

 

¿Qué podemos hacer en estos casos?

Diferentes autores han sugerido que las intervenciones cuerpo-mente pueden resultar beneficiosas para las familias. Recientemente Gaitzsch et al (6), han concluido que las intervenciones cuerpo-mente como el yoga o el mindfulness pueden ser efectivas a la hora de reducir el distrés psicológico y mejorar la salud mental de las familias que reciben tratamientos de reproducción asistida.

En EMBY ofrecemos a las familias que acuden a nuestra clínica un enfoque de atención integral que incluye la valoración del bienestar psicoemocional, el apoyo psicológico y el acompañamiento durante todo el proceso. El objeto, en definitiva, es contribuir a que las familias alcancen un estado óptimo tanto físico como mental y emocional.

También ponemos a disposición de nuestras familias nuestra red de colaboradores especialistas en terapias cuerpo-mente que contribuyen a mejorar ese aspecto de la atención que, en ocasiones, suele quedar relegado en un segundo plano.

Referencias

  1.  Lynch CD, Sundaram R, Buck Louis GM, Lum KJ, Pyper C. Are increased levels of self-reported psychosocial stress, anxiety, and depression associated with fecundity? Fertil Steril. 2012 Aug;98(2):453-8. doi: 10.1016/j.fertnstert.2012.05.018. Epub 2012 Jun 13. PMID: 22698634; PMCID: PMC4786072.
  2. Pasch LA, Gregorich SE, Katz PK, Millstein SG, Nachtigall RD, Bleil ME, Adler NE. Psychological distress and in vitro fertilization outcome. Fertil Steril. 2012 Aug;98(2):459-64. doi: 10.1016/j.fertnstert.2012.05.023. Epub 2012 Jun 13. PMID: 22698636; PMCID: PMC4781657.
  3. Qu F, Wu Y, Zhu YH, Barry J, Ding T, Baio G, Muscat R, Todd BK, Wang FF, Hardiman PJ. The association between psychological stress and miscarriage: A systematic review and meta-analysis. Sci Rep. 2017 May 11;7(1):1731. doi: 10.1038/s41598-017-01792-3. PMID: 28496110; PMCID: PMC5431920.
  4.  Aimagambetova G, Issanov A, Terzic S, Bapayeva G, Ukybassova T, et al. (2020) The effect of psychological distress on IVF outcomes: Reality or speculations?. PLOS ONE 15(12): e0242024. doi.org/10.1371/journal.pone.0242024
  5. Geisler M, Meaney S, Waterstone J, O’Donoghue K. Stress and the impact on the outcome of medically assisted reproduction. Eur J Obstet Gynecol Reprod Biol. 2020 May;248:187-192. doi: 10.1016/j.ejogrb.2020.03.006. Epub 2020 Mar 6. PMID: 32240891.
  6. Gaitzsch H, Benard J, Hugon-Rodin J, Benzakour L, Streuli I. The effect of mind-body interventions on psychological and pregnancy outcomes in infertile women: a systematic review. Arch Womens Ment Health. 2020 Aug;23(4):479-491. doi: 10.1007/s00737-019-01009-8. Epub 2020 Jan 2. PMID: 31897607.

¿Tienes alguna duda? ¿Te podemos ayudar?

Envíanos un mail

Ven a vernos

C/ Mieres, 13, 33006. Oviedo, Asturias

Llámanos

984 340 304 // 984 996 989 // 645 941 800

Clínica EMBY número de registro sanitario c.2.5.2-6471